Cuanto más dure la inflación, más poder tendrán los sindicatos, y viceversa

Publicado 20.09.2023, 01:41 a.m

Una de las noticias más importantes de la semana pasada ha sido la huelga sincronizada de la Unión de Trabajadores del Automóvil (UAW) contra los tres grandes fabricantes de automóviles de Detroit. Aunque hasta ahora sólo 13.000 trabajadores de los 146.000 que juran lealtad a la UAW se han declarado en huelga, la estrategia de hacer huelga contra cada una de las Tres Grandes al mismo tiempo es interesante.

En el pasado, la UAW elegía un fabricante de automóviles concreto para hacer huelga, obtenía concesiones de esa empresa y, a continuación, utilizaba el nuevo contrato como base para obligar a los demás fabricantes a un acuerdo similar. Esto supondría el cierre total de una empresa, pero no de toda la capacidad automovilística del país. En este caso, la UAW está perjudicando considerablemente a las operaciones de las tres empresas sin cerrar ninguna por completo, aunque la amenaza implícita es que podrían hacerlo en cualquier momento.

Lo que también es interesante es que las demandas del sindicato son agresivas, por no decir ambiciosas. El sindicato pide un aumento salarial del 36%, aplicado a lo largo de cuatro años... además de una reducción a una semana laboral de 32 horas, aunque se les paguen 40 horas.

Combinadas, estas dos reivindicaciones representan un aumento del 70% de la remuneración media por hora para un empleado del sindicato (o, dicho de otro modo, suponiendo que un coche no pueda fabricarse al restar de repente un 20% de mano de obra, significa que el coste de la mano de obra que se emplea en el vehículo aumentará un 70%). Además, quieren que se restablezcan los planes de pensiones con prestaciones definidas y los ajustes del coste de la vida, que no están incluidos en esa cifra del 70%.

Independientemente de que el sindicato consiga o no una parte considerable de sus demandas (hasta ahora, las empresas automovilísticas han ofrecido un 20% a lo largo de cuatro años, pero los demás componentes del acuerdo son al menos igual de importantes), se trata claramente de una de las peticiones laborales más audaces del último cuarto de siglo. El momento no debería sorprender. Históricamente, el tamaño y el activismo de los sindicatos están relacionados positivamente con el nivel de inflación (véase el siguiente gráfico, fuente BLS).

Work Actions

Podría pensarse que los sindicatos también se fortalecen cuando el desempleo es alto. Esto no es tan cierto como podría creerse: cuando el desempleo es alto, el sindicato estaría pidiendo a una empresa que dé puestos de trabajo aunque no haya trabajo por hacer y la viabilidad de la empresa pueda verse amenazada por una economía débil.

En consecuencia, las acciones sindicales en una recesión tienden a ser menos vigorosas (de hecho, la UAW señala que hizo concesiones en la crisis financiera mundial para ayudar a mantener a flote a los fabricantes de automóviles), y la sindicalización es menos valiosa para los trabajadores en esos casos.

Pero en momentos de inflación, el sindicato está pidiendo a la empresa que dé más a los trabajadores de lo que tiene y necesita, con cargo a sus crecientes ingresos y beneficios (aunque esos ingresos y beneficios parezcan menos impresionantes, e incluso puedan estar disminuyendo, después de la inflación). Además, mientras que el desempleo perjudica a los trabajadores que están en paro (y que tampoco pueden pagar las cuotas sindicales), la inflación perjudica a todos los trabajadores. Por consiguiente, es la inflación y no el desempleo lo que insufla energía a los sindicatos.

Naturalmente, esto forma parte del bucle de retroalimentación que preocupa a los responsables de la política monetaria. Cuando hablo del bucle de retroalimentación salarios-precios, suelo referirme a cómo se manifiesta en los servicios básicos excluyendo la vivienda ("supercore"), donde una gran parte del coste del producto es la mano de obra.

En el caso de un coche, la mano de obra es sólo un 15%, aunque la cifra exacta depende de a quién preguntes y de si te refieres al porcentaje del coste o del precio. Así que un aumento del 70% de ese coste añadiría "sólo" alrededor del 10% al coste/precio de un coche nuevo, mientras que un aumento del 70% del coste de un contable elevaría el coste de hacer tu declaración de la renta en algo bastante cercano al 70%. Sin embargo, el poder sindical tiene su propio impulso, y se manifiesta en cosas como (por ejemplo) los ajustes automáticos del coste de la vida y la persistente presión sobre las prestaciones complementarias y las pensiones por parte de un sindicato cuya influencia en este tipo de entorno es cada vez mayor.

Esto no quiere decir que sea bueno o malo, pero es otro de los costes de dejar que el repunte de la inflación a corto plazo se prolongue al no abordarlo reduciendo agresivamente el balance desde el principio.

Cuanto más suba la inflación, más poder tendrán los sindicatos. Y cuanto más poder tengan los sindicatos, más impulso tendrá la inflación.

Últimos comentarios

Cargando el siguiente artículo...
Instala nuestra app
Aviso legal: Las operaciones con instrumentos financieros o criptomonedas implican un elevado riesgo, incluyendo la pérdida parcial o total del capital invertido, y pueden no ser adecuadas para todos los inversores. Los precios de las criptomonedas son extremadamente volátiles y pueden verse afectados por factores externos de tipo financiero, regulatorio o político. Operar sobre márgenes aumenta los riesgos financieros.
Antes de lanzarse a invertir en un instrumento financiero o criptomoneda, infórmese debidamente de los riesgos y costes asociados a este tipo operaciones en los mercados financieros. Fije unos objetivos de inversión adecuados a su nivel de experiencia y su apetito por el riesgo y, siempre que sea necesario, busque asesoramiento profesional.
Fusion Media quiere recordarle que la información contenida en este sitio web no se ofrece necesariamente ni en tiempo real ni de forma exacta. Los datos y precios de la web no siempre proceden de operadores de mercado o bolsas, por lo que los precios podrían diferir del precio real de cualquier mercado. Son precios orientativos que en ningún caso deben utilizarse con fines bursátiles. Ni Fusion Media ni ninguno de los proveedores de los datos de esta web asumen responsabilidad alguna por las pérdidas o resultados perniciosos de sus operaciones basados en su confianza en la información contenida en la web.
Queda prohibida la total reproducción, modificación, transmisión o distribución de los datos publicados en este sitio web sin la autorización previa por escrito de Fusion Media y/o del proveedor de los mismos. Todos los derechos de propiedad intelectual están reservados a los proveedores y/o bolsa responsable de dichos los datos.
Fusion Media puede recibir contraprestación económica de las empresas que se anuncian en la página según su interacción con éstas o con los anuncios que aquí se publican.
Este aviso legal está traducido de su texto original en inglés, versión que prevalecerá en caso de conflicto entre el texto original en inglés y su traducción al español.
© 2007-2024 - Fusion Media Ltd. Todos los Derechos Reservados.